19/12/12

SUCIAS OLAS, BLANCAS MAREAS

IGNACIO FERNÁNDEZ DE MATA
DIARIO DE BURGOS, 19/12/2012, Contraportada.

El Tribunal Constitucional ha avalado la atención sanitaria a los inmigrantes sin documentación, tal y como venía haciendo el gobierno vasco. Lo increíble es que tal prohibición (dejar de atender sanitariamente a una parte de la población) se haya planteado y producido.
En el corto período de un año, la deshumanización, la insolidaridad, el empobrecimiento se han cebado sobre nuestra sociedad. De forma brutal hemos retrocedido en derechos, en capacidad para reducir los desequilibrios sociales, en dar amparo y apoyo a los más débiles.
El PP ha demostrado el desprecio por los españoles mintiendo desaforadamente para, entre otras cosas, meter el tijeretazo en la sanidad. Empezaron con el cuento aquel del “turismo sanitario”, y hubo gente que coreó indignada “¡habrase visto descaro!”, “son los de fuera los que provocan las listas de espera”. Y aunque hubo protestas, no hubo entonces “marea blanca”.
El mensaje clasista, insolidario y xenófobo de la derecha gobernante demuestra una cosa: que su “nosotros” pasa necesariamente por la adscripción a una clase social, como supongo estarán descubriendo millones de pensionistas. Ser pobre y ser de derechas es un billete seguro a la frustración. Quienes avalaron que los ciudadanos españoles debían tener más derechos y beneficios que los inmigrantes sin papeles, pusieron el primer peldaño para la escalera de recortes que luego nos ha alcanzado a todos: la bajada de las pensiones, el desmantelamiento progresivo de la sanidad pública, la implantación de una justicia solo para ricos, los recortes asistenciales, la devaluación y empobrecimiento de la enseñanza pública, la desinversión promotora del Estado... Una poda tal del Estado Social que lo va a dejar exangüe.
Cuando permitimos atentados contra la dignidad de las personas, como el perpetrado contra los inmigrantes indocumentados, todos perdemos. No sólo porque virus y bacterias no entienden de documentación, sino porque quien enferma es toda la sociedad, cada una de nuestras conciencias. Quedamos, un poco más, en manos de los depredadores.

  Manuel Ferrol. "Padre e hijo llorando. Despedida de emigrantes".1957.

12/12/12

LOS ESTRATOSFÉRICOS

IGNACIO FERNÁNDEZ DE MATA. 12/12/2012.

¡Todos está equivocados! Jueces, magistrados, fiscales, abogados, médicos, enfermeros, maestros, profesores, economistas científicos, investigadores, catedráticos y profesores de todas las ramas universitarias, presidentes, rectores... todos, todos están equivocados. El gobierno frente al mundo. Solo Guindos, solo Wert, solo Gallardón, solo Mato... solo Rajoy saben. Los demás, unos lerdos.
No es una simple cuestión de soberbia, es el programa oculto. Es la ideología neoliberal. Es el destroce del Estado Social. La crisis es la escusa para aplicar todo aquello que no se habían atrevido a hacer ni a decir, aquello que muchos de los votantes del PP piensan que es un apreciable bien general: enseñanza, sanidad, justicia... Votantes casi tan huérfanos como los del PSOE.
La estulticia de todo el país frente a las preclaras mentes de Wert, Gallardón y adláteres. Por sus estratosféricas entendederas son los únicos que alcanzan a ver el beneficio de destrozar la enseñanza, reintroducir el adoctrinamiento religioso más casposo, acabar con una justicia al servicio de la ciudadanía o desarmar el sistema sanitario. Pero, claro, sus cualificaciones no son de este mundo: son cruzados de la fe neoliberal.
Españoles. Os hablan de patria y demás “sacralidades”. Despertad. Nos la están vendiendo.

 J.P. Vine. The Baron. 2011.

8/12/12

LOS CULPABLES

IGNACIO FERNÁNDEZ DE MATA. 08/12/2012.

Duélese Almunia de la dura reestructuración de las cajas, de los miles de puestos de trabajo que se destruirán, de las instituciones que hemos perdido... Y en plan elegante larga ¿para qué mentar a los culpables?
Pero, ¿se ignora? ¿Cómo que quiénes son los culpables? ¿Pero es que ya los hemos olvidado? Se sentaban en los consejos de administración de nuestras cajas, incluso las han presidido (y quebrado). Algunos siguen ahí. Aquellas cajas, surgidas con un propósito de banca social, han muerto gracias a que nuestros chuscos políticos de a pie, siempre al servicio de los especuladores, siempre al servicio del partido (qué conmutativo todo), convirtieron estas entidades en máquinas de financiación de lo suyo: sus siglas, las obras e inversiones innecesarias y chulescas, los nacientes emporios del ladrillo, de las telecomunicaciones e información... Financiaron sempiternamente economías circulares e improductivas, extractivas de lo público. Los conocemos. Eran consejeros caracterizados por la oscuridad y la ausencia de cualificación, las más de las veces pobres necios manejados desde atrás, que no cabían en sí de orgullo por haber alcanzado un sillón de cuero en sala alfombrada, recibiendo increíbles morteradas en forma de dietas por asistir a reuniones en las que no entendían una coma. Y lo están declarando en juicios y comisiones: “no entendía lo que se decía”. Existen actas en las que se recoge quien los propuso. ¡Claro que se conocen a los responsables! Sus orígenes están en pasillos de sedes políticas, en haber sido felpudos de promotores locales, ¡haber llegado a ser concejales! Y, sobre todo, haber sido defenestrados de algún puesto político por mala gestión, peores resultados y derrotas electorales.
Almunia va de prudente y no da nombres. Y periodistas (muchos de probados servicios), retorican: ¿cómo que no hace falta? Y, tras varios golpes de pecho, no añaden más... Lo que tampoco es de extrañar, pues aquí nos conocemos todos. Que sí, que nos conocemos todos.

Henri de Toulouse-Lautrec. "Monsieur Fourcade". 1889.

5/12/12

EJERCICIOS ESPIRITUALES

IGNACIO FERNÁNDEZ DE MATA.
DIARIO DE BURGOS, 5/12/2012, Contraportada.


Como en aquellos ejercicios espirituales del colegio, detente, haz un acto de contrición y pregúntate: ¿de verdad votaste por esto?
¿Votaste porque te limitaran el acceso a la justicia? Que por pobre y abusado, tengas que renunciar a una indemnización, al derecho a recurrir una decisión injusta, improcedente, una multa… ¿Votaste por una justicia solo para ricos y grandes empresas?
¿Votaste porque se eliminaran las ayudas para quienes tienen cargas de discapacidad, dependencia  o minusvalía? ¿Eras de los que pensaban que eso era un “derroche”? ¿Que en una sociedad cada vez más envejecida y dependiente lo que hay que hacer es que cada palo aguante a su vela sin apoyo alguno?
¿Votaste para que el acceso a la sanidad sea cada vez más problemático? ¿Votaste para que desmantelen un sistema sanitario modélico, para que privatizado, externalizado, mercantilizado, hagan negocios con nuestra salud? ¿Eres tan ingenuo como para pensar que el sector privado da duros a cuatro pesetas; que buscando beneficios y ahorrando gastos vas a obtener el mismo servicio y calidad que cuando el Estado se hacía cargo de todo? ¿Eres de los que aún no se han enterado de los problemas, chanchullos y deficiencias del hospital de Burgos tras la externalización de servicios y dotaciones; de los nuevos modos de gestión que censura y destituyen a quienes se muestran críticos como el Dr. Juan Francisco Lorenzo?
¿Votaste para que las escuelas se precaricen y si tu hijo no ha nacido con la contundente inteligencia de un lince, le aboquen a ser un segundón toda su vida, sin poder acceder a una universidad, nominalmente pública, pero  reservada por sus precios a la élite?
¿Votaste para que a los emigrantes les trataran como basura, sin acceso a medicinas ni cuidados?
¿Votaste para que nos empobrezcamos todos para salvar las fortunas de banqueros y especuladores mientras se niegan a cambiar la Ley Hipotecaria y se desahucia a familias enteras de sus hogares?
Si en el fondo de tu corazón has de reconocer que votaste al PP porque justamente prometió todo lo contrario de lo que está haciendo, ¿vas a permitir que continúen con la destrucción de todo aquello que había hecho de España una sociedad más equilibrada y justa, más de todos?


 Rene Magritte.Jeune fille mangeant un oiseau - Le Plaisir. 1927.